Presentación del blog Ciencia de largo aliento

07-10-2015



Por Cinthya Castro

El ciudadano promedio tiene una escasa e inexacta información acerca de fenómenos científicos que afectan su vida cotidiana, su patrimonio y su bienestar. Por ejemplo, en el caso del cambio climático, esta falta de conocimiento ha imposibilitado que las personas tengan una dimensión objetiva de las consecuencias y medidas de adaptación y o mitigación para afrontar este fenómeno. Por tanto, es indispensable transmitir conocimiento que le permita hacer frente a las consecuencias de las inminentes repercusiones que pudieran vulnerarlo.

Esta situación se complica por la existencia de lo que el investigador y divulgador Marcelino Cereijido Mattioli define como analfabetismo científico, entendido como la incapacidad de interpretar la realidad a la manera científica. Una de las fuentes que lo genera se encuentra en que la divulgación científica a veces deja de lado las problemáticas que deben formar parte del conocimiento de la sociedad.

A partir de esta visión, la divulgación de la ciencia, además de ser una labor educativa, es una muy importante herramienta de empoderamiento de la población en la era de las sociedades del conocimiento, en la medida que proporciona una forma diferente de abordar su vida y sus problemas cotidianos.

No hay apropiación de la ciencia sin la certeza del diálogo entre el investigador y la sociedad. Precisamente, la tarea de comunicar la ciencia es una labor que vincula al receptor con su realidad; lo habilita y lo posiciona también como generador de información valiosa para su emisor, los que hacen y recrean la ciencia. En el comunicar la ciencia, el que escucha tiene mucho que decir.

En este contexto, popularizar la ciencia no significa simplificar el conocimiento; es, en todo caso, posibilitar el acceso del ciudadano común desde otra perspectiva a la información generada por los científicos.

Durante el 2013, el Centro de Investigaciones Biológicas del Noroeste (Cibnor), logró articular un importante proyecto de comunicación de la ciencia, de la mano de 33 investigadores, la mayoría eméritos del Sistema Nacional de Investigadores, quienes se aglutinaron en el Seminario permanente de las ciencias y las tecnologías en México en el siglo XXI. Dicho proyecto, auspiciado por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y coordinado por el Cibnor, ha creado una plataforma digital que contiene acervo divulgativo de la ciencia, constituyendo así un destino inmejorable para la divulgación de la ciencia en México.

Uno de temas relevantes del blog Ciencia de largo aliento será la socialización del conocimiento en torno al cambio climático y el impacto que éste podría tener en la vida cotidiana de la sociedad, buscando dar a conocer efectos negativos en sectores vulnerables (quienes trabajan o viven en zonas de riesgo, como pescadores y campesinos, entre otros sectores).

Desde esa óptica, el Seminario abre un espacio en el que destacados investigadores nacionales escribirán en torno a temas que acercan a la sociedad, soluciones desde una ciencia de largo aliento.


Inicio | ¿Quiénes Somos? | Contacto | Ligas de interés

Instituto Politécnico Nacional 195, Playa Palo de Santa Rita Sur. 23096 La Paz, B.C.S. México
Tel: (52) (612) 123-8484 Ext: 3931

www.mexicoesciencia.com