Todo es smart: los teléfonos, las televisiones, los automóviles… ¿hasta las ciudades?

23-08-2016



Karen Mariel Nájera Hernández, Hugo Estrada Esquivel y Blanca Hilda Vázquez Gómez, Infotec*

 

Hoy en día han aumentado las iniciativas en torno al concepto de ciudades inteligentes, las cuales han surgido, principalmente, ante la necesidad de plantear soluciones a los problemas cada vez más complejos que enfrentan las aglomeraciones urbanas derivados de su crecimiento. Algunos desafíos que actualmente enfrentan las metrópolis son la sobrepoblación, la escasez de recursos naturales y la contaminación; al mismo tiempo, las urbes se enfrentan a la necesidad de aumentar las oportunidades económicas, sociales y culturales que requieren los ciudadanos. En este sentido, la Organización de las Naciones Unidas ha estimado que para el año 2030, 60% de la población mundial vivirá en zonas urbanas, lo cual implica el desarrollo de soluciones innovadoras para poder solventar los problemas de un acelerado proceso de urbanización.

Rudolf Giffinger, investigador de la Universidad Tecnológica de Viena, desarrolló en 2007 un marco que considera seis dimensiones de la definición y evaluación de ciudades inteligentes, las cuales son: economía, personas, gobernanza, movilidad, medio ambiente y habitabilidad. Esto se refiere a que las ciudades inteligentes son concebidas como espacios urbanos que requieren ser construidos a partir de modelos complejos que integren de manera coherente todas estas dimensiones, asegurando el progreso y futuro de la vida en sociedad.

El desarrollo de una ciudad inteligente requiere la integración de soluciones innovadoras que consideran el uso de las Tecnologías de Información y Comunicación (TICS), así como el uso de paradigmas como el del Internet del Futuro, el cual engloba herramientas como Internet de las Cosas (IoT), cómputo en la nube (Cloud Computing) y Big Data; estos instrumentos colaboran para habilitar y facilitar la mejora de soluciones para ciudades inteligentes.

Una iniciativa que está impulsando activamente el desarrollo de las ciudades inteligentes con gran impacto a nivel mundial es la de Open & Agile Smart Cities (OASC, por sus siglas en inglés). Esta iniciativa surge en Europa como una organización sin fines de lucro con el objetivo de crear un mercado único de ciudades inteligentes basado en sus necesidades, donde las soluciones desarrolladas sean aplicables a cualquier ciudad, independientemente de sus condiciones geográficas, sociales, económicas, etcétera. 

OASC promueve la definición de estándares que conduzcan a la innovación, competencia y ahorro en costos de implementación de servicios que deben ser portables e interoperables, y permitan la creación de ese mercado único de servicios inteligentes para las localidades. Esta iniciativa comenzó a operar en marzo de 2015 con la participación de 31 aglomeraciones urbanas de países como España, Finlandia, Dinamarca, Bélgica, Portugal, Italia y Brasil.

La operación de OASC se enfoca en mecanismos base; entre los principales, destacan la definición inicial de modelos de datos y el uso de Interfaces de Programación de Aplicaciones (APIs). El objetivo de la definición inicial de modelos de datos es que estos patrones se consoliden de manera experimental conforme se van utilizando en las metrópolis, logrando que las localidades sean co-creadoras de sus servicios, colaborando en su mejora e influyendo en la definición de nuevos modelos. 

En el caso del uso de Interfaces de Programación de Aplicaciones (APIs), se promueve que éstas sean abiertas y estandarizadas para recopilar, publicar y consultar los datos que describen lo que sucede en una ciudad en cualquier momento. OASC también promueve el uso de una plataforma de datos abiertos para la publicación y distribución de los datos que pueden ser utilizados para ofrecer servicios a las localidades. 

Para el avance de servicios para ciudades inteligentes, OASC toma como base una plataforma tecnológica pública y abierta llamada FIWARE, la cual fue desarrollada por el programa europeo para el desarrollo de Internet del Futuro (FI-PPP). FIWARE es una plataforma abierta y estándar para el avance de aplicaciones y servicios inteligentes basados en internet para diversos sectores verticales. FIWARE proporciona a OASC un conjunto de APIs para la gestión de datos de las urbes, así como para el mejoramiento de aplicaciones y servicios, y aporta capacidades de cómputo en la nube basadas en OpenStack, a través de su nube llamada FIWARE Lab, por medio de la cual las aglomeraciones urbanas pueden tener acceso a sus servicios a través de la red desde cualquier lugar.

La integración de OASC y FIWARE proporciona a las ciudades APIs modulares e interoperables con las cuales es posible generar soluciones que soporten diferentes modelos de negocio y que puedan coexistir con los sistemas y soluciones verticales con los que ya cuenten las localidades. 

Algunos ejemplos de ciudades inteligentes de OASC y FIWARE son:

  • Smart Santander tiene desplegado más de 4,500 dispositivos de Internet de las Cosas en toda la ciudad, convirtiendo a Santander en referente en ciudades inteligentes con la puesta a disposición de una plataforma que permite la experimentación y la investigación en arquitecturas, tecnologías, aplicaciones y servicios del Internet de las Cosas en el contexto de una ciudad inteligente.
  • Valencia Ciudad Inteligente consiste en una plataforma global de gestión de la ciudad inteligente que recopila los indicadores clave de la ciudad, ciudadano y de gestión de sus servicios urbanos para administrar eficazmente la ciudad a través de datos en tiempo real, cuadros de mando, ofreciendo datos abiertos e información municipal de forma transparente a los ciudadanos, emprendedores, desarrolladores y empresas.

En México se han lanzado diversas iniciativas para implementar ciudades inteligentes en el país (Ciudades Inteligentes, territorios innovadores. Irapato, Guanajuato – Abril, 2015IEEE International Smart Cities Conference. Guadalajara, Jalisco – Julio, 2015 y Congreso Smart City Expo Puebla 2016. Puebla, Puebla – Febrero, 2016)  Sin embargo, los impulsores de estas iniciativas se han encontrado con infinidad de limitaciones; además de la ausencia de conectividad en muchos puntos, no se cuenta con la infraestructura de hardware y software requerida para los proyectos, ni con el presupuesto necesario para su adquisición.

Por ello, Infotec Centro de Investigación e Innovación en Tecnologías de Información, adscrito a Conacyt, se propuso acercar a México las oportunidades brindadas por FIWARE para el desarrollo de ciudades inteligentes, por lo que estableció un convenio de colaboración con la Comisión Europea para que nuestro país contara con una instancia de la plataforma FIWARE. Ante esta iniciativa, Infotec y Conacyt crearon el Laboratorio Nacional del Internet del Futuro (LaNIF) con el objetivo de brindar un ecosistema de innovación experimental y productivo con las capacidades de soportar aplicaciones para ciudades inteligentes utilizando estándares abiertos.

El LaNIF está conformado por infraestructura de cómputo de alto rendimiento habilitada en el centro de datos de Infotec sede Aguascalientes (el cual garantiza la disponibilidad del 99.982%, sólo 1,6 horas de interrupción al año). La infraestructura del LaNIF aloja una instancia de la plataforma FIWARE denominada Nodo FIWARE Lab México, el primer nodo creado en América Latina y que se encuentra conectado a la red de nodos federados de FIWARE desplegados sobre una red distribuida alrededor del mundo en países como España, Italia, Grecia, Francia, Bélgica, Suiza, Suecia, entre otros. Por lo tanto, LaNIF permite acceder a los recursos que brinda la plataforma, como sus APIs estándares y abiertas, así como los datos de las localidades participantes de la iniciativa OASC que están disponibles en la nube de FIWARE. 

El Laboratorio Nacional del Internet del Futuro representa una gran oportunidad para soportar las necesidades tecnológicas de los proyectos de ciudades inteligentes en México, aprovechando la infraestructura de hardware, así como las oportunidades que brinda FIWARE para la creación de aplicaciones innovadoras e inteligentes. Una de las principales ventajas del uso de FIWARE es que se pueden emplear soluciones estables que ya han sido validadas en ambientes de desarrollo, principalmente, validadas por las urbes que forman parte del OASC. Actualmente, más de 89 aglomeraciones urbanas alrededor del mundo, incluido México, forman parte de OASC. En México, localidades como Cuautla en Morelos y León, Guanajuato, se unieron a esta iniciativa en febrero de este año.

Hagamos uso del Nodo FIWARE Lab México y de la plataforma FIWARE para el avance de iniciativas para ciudades inteligentes. Si estás interesado y deseas unirte, escríbenos al correo nodofiwaremexico@infotec.mx para recibir información sobre cómo obtener una cuenta en el nodo FIWARE Lab México.

 

* La M.C. Karen Mariel Nájera Hernández, el doctor Hugo Estrada Esquivel y la M. C. Blanca Hilda Vázquez Gómez son coordinadores del Laboratorio Nacional de Internet del Futuro Infotec Centro de Investigación e Innovación en Tecnologías de la Información y Comunicación.

 


Inicio | ¿Quiénes Somos? | Contacto | Ligas de interés

Instituto Politécnico Nacional 195, Playa Palo de Santa Rita Sur. 23096 La Paz, B.C.S. México
Tel: (52) (612) 123-8484 Ext: 3931

www.mexicoesciencia.com