La falta de vivienda: problemática de seguridad

04-11-2015



Por Pedro Ismael Álvarez García

El poseer una vivienda pareciera una necesidad más o menos poco importante para quien tiene un hogar pero, a nivel nacional e internacional, es un problema alarmante por las consecuencias que trae consigo no poseerla. ¿Qué conlleva el no tener un hogar digno? Es una pregunta con un sinfín de respuestas desde las más obvias a las más complejas, pero de manera inmediata sería el protegerse de las amenazas externas (clima, animales y ¿por qué no?, otros humanos), tener una propiedad la cual vender, rentar, heredar o transferir; asimismo, una vivienda digna facilita el obtener los servicios básicos (agua, luz y drenaje).

Dentro del marco legal, el artículo número 17 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos establecida por la Organización de las Naciones Unidas reza: “Toda persona tiene derecho a la propiedad, individual y colectivamente. Nadie será privado arbitrariamente de su propiedad”. Este artículo sólo se quedó en las hojas, ya que a través del globo el número de personas es difícilmente calculable año tras año, ya que responde a diversas condiciones políticas, económicas y culturales de cada país o región; de manera actual, podría verse el caso de Siria, que ha generado 60 millones de desplazados por los conflictos bélicos, de las cuales una de cada 122 tuvieron que abandonar sus hogares.

En el plano nacional, el artículo 4 de la Constitución indica: “Toda familia tiene derecho a disfrutar de vivienda digna y decorosa. La ley establecerá los instrumentos y apoyos para alcanzar tal objetivo”, lo cual se ve reflejado en programas de desarrollo social como el “Plan Nacional de Desarrollo” a finales de los años noventa, la existencia de Infonavit, etcétera. Sin embargo, hay varios errores en las políticas gubernamentales, como un mal manejo de los subsidios otorgados a las constructoras y uso de zonas de difícil acceso para los servicios públicos, lo cual se ve reflejado en una gran cantidad de casas deshabitadas alrededor del país.

Las cifras son verdaderamente críticas, ya que una tercera parte de la población mexicana no cuenta con una vivienda digna, (cifras más actuales disponibles de estudio realizado en 2013); esto se debe a diversas razones, como otorgar más créditos con tasas de financiamiento y precios más accesibles.Existen también muchas personas que viven en casas abandonadas, de “paracaidistas” (lugar donde se establece una persona o una comunidad que está fuera de normas establecidas por las autoridades encargadas del ordenamiento urbano, en la cual comúnmente se construye una vivienda improvisada, regularmente de materiales poco resistentes) o como “población flotante” (contingente demográfico compuesto por aquellas personas que aún no estando oficialmente inscritas en el censo de población de la comunidad, residen temporal o permanentemente en un ámbito geográfico comunitario como ciudad, pueblo, villorrio, etcétera), donde los niveles de vida son deplorables, tanto por los problemas de alimentación, salud, inseguridad, falta de servicios básicos, entre otros.

En Baja California Sur, la falta de vivienda se ve más focalizada en las zonas turísticas, principalmente Los Cabos, donde hay una gran cantidad de asentamientos de tipo “paracaidistas”, principalmente de familias de estados aledaños en busca de mejores oportunidades de empleo; hacen falta terrenos óptimos para vivienda, debido a que se priorizan los intereses económicos de las grandes empresas hoteleras y prestadoras de servicios turísticos, que además limitan el abastecimiento de los servicios hidráulicos. El gobierno del estado ha invertido cuantiosas sumas para dar techo a poco más de 30,000 mil familias sin vivienda a lo largo y ancho del territorio.

Pedro Ismael Álvarez Garcíaes estudiante del VII semestre de la carrera Licenciatura en Historia de la Universidad Autónoma de Baja California Sur. Correo de contacto: peter_nableach@hotmail.com 

 


Inicio | ¿Quiénes Somos? | Contacto | Ligas de interés

Instituto Politécnico Nacional 195, Playa Palo de Santa Rita Sur. 23096 La Paz, B.C.S. México
Tel: (52) (612) 123-8484 Ext: 3931

www.mexicoesciencia.com